Crema batida: hecha en casa

Blog

Crema batida: hecha en casa

¿Quieres crema batida que esté espumosa, airosa y con olas deliciosas?

Aquí te doy algunos tips:

Asegúrate que la crema espesa para batir esté realmente fría.

Usa un recipiente y batidores que estén limpios y secos, tanto para una batidora eléctrica como si la bates a mano con un globo para batir. Si puedes, enfría tus utensilios media hora antes de batir la crema, aunque no pasa nada si no puedes hacerlo.

Si vas a batir la crema a mano, te ayudará si envuelves una toalla para cocina alrededor del recipiente para que no se mueva.

Lo más importante es que pongas atención mientras la crema se transforma.

Primero, pasa de crema líquida a tener picos u olas suaves, que apenas se forman y que se mantienen por unos segundos.

crema batida

Luego, comienzan a formarse olas un poco más firmes, y es cuando la crema se empieza a ver ondulada, las olas pueden sostener los picos por más tiempo y no se caen. En este punto, la crema está muy brillante y maleable.

crema batida

Justo en ese punto, puedes batirla un poco más hasta que tengas olas o picos duros: las olas se sostienen mientras levantas el batidor. Aquí es cuando tienes que parar. Porque si continúas batiendo, la crema se pondrá granulosa y en unos segundos más, la habrás batido hasta crear mantequilla.

Si quieres añadir azúcar, azúcar glass, vainilla, jugo o ralladura de lima o limón, o alguna bebida alcohólica, entre muchas otras cosas, agrégalas antes de que empieces a batir la crema o después de que la hayas batido un poco y se formen picos suaves. Ahí es cuando los sabores se pueden combinar con la crema.

2 comments on “Crema batida: hecha en casa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.