Granada

Blog

Granada

La granada es una fruta tan intensa, vivaz y atractiva, que la considero un ingrediente muy sensual. Tiene una cáscara gruesa entre rosa y roja que parece impenetrable, pero una vez que la partes, encontrarás un tesoro adentro: abundantes semillas de color rojo rubí que parecen piedras preciosas, jugosas y crujientes a la vez.

Su sabor es dulce, fresco y ligeramente ácido. Su jugo parece estar listo para convertirlo en vino. Hay que tener cuidado al pelarlas, ya que pueden manchar la ropa y algunas superficies. Yo parto la fruta a la mitad y abro con los dedos los enjambres de semillas cubiertos con una membrana blanca. Mientras quito la membrana, aflojo las semillas. Algunos hacen eso dentro de un tazón con agua para evitar las manchas. Yo no uso ese método, pero siempre uso delantal.

En México, la temporada de granadas empieza a principios de agosto y dura hasta octubre. No es ninguna coincidencia, ya que uno de los platillos más famosos de México, los chiles en nogada tienen los tres colores de la bandera y lleva granada que representa el rojo. Se preparan durante el mes de septiembre para celebrar la Independencia de México. En los Estados Unidos, la temporada es un poco más tarde, desde octubre (a veces a finales de septiembre), hasta enero o febrero, lo que es un reto para los que queremos chiles en nogada en septiembre.

Aunque las granadas se usan en un platillo tan tradicional, no son autóctonas de México. Sin embargo, llegaron al país durante la Colonia y se arraigaron en el país para siempre, donde se cultivan y se comen con mucho entusiasmo. Durante la temporada de granadas, las verás en los puestos ordenadas en pirámides, la más bonita la cortan y la ponen hasta arriba para mostrarle a los clientes lo jugosas y rojas que están las semillas.

Granada 1

La granada es una de las frutas más antiguas del mundo, y tiene tanta historia que ahora se piensa que fue una granada, y no una manzana, la que tentó a Eva en el Jardín del Edén. Es originaria de Persia y los Himalayas y los restos más antiguos son de 3000 AC. Actualmente, las granadas son consideradas un super alimento. Algunos piensan que es solo mercadotecnia, pero está comprobado que son muy nutritivas, ya que tienen Vitamina C, antioxidantes, potasio, ácido fólico y hierro.

En tiempos antiguos, el jugo de la granada se usaba como bebida para los guerreros durante las batallas. Todavía puedes encontrar jugo de granada fresco junto al de naranja en el Medio Oriente. El jugo, aparte de tomarlo como bebida, se vende ya listo para usarse en salsas, jarabes, postres e incluso para hacer vino. Las semillas se usan crudas para adornar platillos, en ensaladas y postres. También son deliciosas solas.

Muchos chefs mexicanos comienzan a experimentar con ella para usarla en platillos salados. A mí, como muchos otros chefs, me gusta usarla encima del guacamole, aunque también quedaría muy bien en una salsa pico de gallo.

La granada puede ser un poco intimidante para quien trata de pelarla por primera vez, pero es fácil hacerlo una vez que practicas un par de veces. En mi opinión, no vale la pena pagar más por comprarla ya pelada en la tienda. Ponte un mantel y manos a la obra.

Si ya compraste las granadas, pero no las vas a usar de inmediato, solo tienes que ponerlas en un lugar ventilado y con sombra en la cocina. Duran meses.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.